Liquid Paper

Estábamos frente a frente
ella corregía mis poemas
la tarde caía justo a tiempo
ponía y sacaba
tachaba y fruncía el seño.
Después de la gramática
y la sintaxis
corrigió la ortografía
–“Aquella”, va sin acento –dijo.
No reemplaza ningún sustantivo.
Yo, que lo sabía, respondí:
–Mis errores son siempre los mismos.
El acento demás en “aquélla”
Apretava con v corta
y hubicación con h.
Es como si estuviese programado.
Siempre los mismo errores.
Cuando llegué a casa
me di cuenta de que debí haber agregado:
“lo mismo que hago con vos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *