Nubes de gas y polvo

Estamos hechos de gas y polvo. Somos
lo que constituye las estrellas.
Nos formamos allá muy lejos
al inicio de todos los tiempos.
Fuimos arrojados como semillas brillantes
individuales conciencias esparcidas por el cielo.
Somos de los materiales
con que fueron hechos los planetas.
Tenemos esta forma porque fuimos abandonados
a nuestra propia gravedad.
Nacemos separados por miles y miles de kilómetros
y más.
Y aunque el cielo esté lleno de estrellas y planetas
solamente nos queda orbitarnos
siempre tan lejanos, solitarios, perdidos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *